lunes, 21 de mayo de 2018

La Memoria



 “A taste of the moon”

Una de las cosas que más le puede gustar a un niño es que le cuenten un cuento, incluso los adultos disfrutamos de que nos cuenten historias aunque no sean bajo la forma de cuento como tal. Pero algo característico de los más pequeños es lo mucho que les gusta; la repetición. Cuando descubren una historia nueva quieren leerla o que se la cuenten una y otra vez, no se cansan ¿por qué será? Quizá sea que cada vez que repiten un cuento y lo escuchan de nuevo están grabando con detalle la narración fielmente en su memoria.

Como maestra de un grupo muy reducido de niños entre 1 y 3 años descubrí que los cuentos crean un interés común para niños de todas las edades. Precisamente la historia “A Qué Sabe La Luna” o, en inglés, “A taste of the moon” resultó ser una de esos cuentos que invitan al niño a formar parte de su historia y que encanta tanto a pequeños como a no tan pequeños.

El día que decidí grabar la historia contada con marionetas, éramos solo tres, así que la niña de mayor edad fue quien me ayudó mientras los otros dos disfrutaban como espectadores. El vídeo es sencillo, considero que la historia se cuenta por si sola gracias al  “lenguaje de sonidos" de esta niña que, sin saber hablar, nos cuenta a todos una historia que ya forma parte de sus recuerdos y su memoria. 





Docente; Andrea Nacher García junto con su alumnos de dos años.
Escuelita en Inglés:Tales of London
Cámara Iphone y marionetas de papel.

No hay comentarios:

Publicar un comentario